Su hechizo resultó más efectivo que el de la camisa del Cruz Azul

Valle de Lágrimas.- El Instituto de Investigaciones Memísticas Pamboleras reveló que la selección chilena convocó a sus aficionados para lanzar un terrible hechizo y eliminar a todos los equipos latinoamericanos del Mundial, a manera de venganza por no haber clasificado.

Fuentes de chelas afirman que el plan de los chilenos era hacer que ningún equipo latinoamericano pasara de la primera ronda, objetivo que no se logró del todo porque el conjuro fue lanzado en idioma chileno y a las entidades el “más allá” les cuesta entender ese lenguaje.

La afición chilena confesó estar satisfecha de los malos resultados que los equipos de América tuvieron en el Mundial, y aunque lamentaron que Brasil y Uruguay se colaran a los cuartos de final, dijeron estar felices de que ninguna wea de equipo latino pudiera llegar más allá, “é’ que no lo merecís”, comentó Nicanor Neruda, aficionado de la selección chilena.

Mientras tanto, el resto de los equipos latinos que ya se regresaron a sus países, confesaron que desde el inicio del Mundial tuvieron ese mal presentimiento de que Chile les habría de lanzar una maldición. Algunos pensaron que eran inmunes a ese maleficio, pero no contaban con el poder del rencor de los hinchas de Chile.

En el caso de México, el terrible conjuro chileno quería ser contrarrestado con el hechizo de la camisa del Cruz Azul y con el pensamiento positivo del Chicharito imaginándose cosas chingonas, pero la maldición de la Roja fue tan potente que ningún contra-conjuro pudo salvarnos de la derrota.


Source: def